¿Cuántos días de vacaciones tiene un maestro al año?

Comprende un mínimo de 175 días lectivos en las enseñanzas obligatorias. En estos se incluyen los días de evaluaciones finales. – 7,5 periodos de libre disposición (preparación de actividades docentes, formación, etc.)

¿Cuánto es la paga extra de un profesor?

La paga extra (código 13) está formada por la suma del sueldo base + trienios (si se tienen) + complemento de destino, siendo de cuantías inferiores al de las mensualidades el valor del sueldo base (A2=725,95 € y A1=710,36 €) y de los trienios (A2=26,33 € y A1=27,33 €).

¿Cómo se calcula el proporcional de vacaciones docentes?

* 10 días de sueldo por 90 días trabajados. * 20 días de sueldo por 180 días trabajados. * 30 días de sueldo por 270 días trabajados.

LEER:   Que hacen los gnomos?

¿Por qué los profesores no se encuentran en periodo de vacaciones?

Aunque julio no es un mes lectivo, los profesores no se encuentran oficialmente en periodo de vacaciones. Al menos la teoría indica que deberían estar a disposición de sus centros, donde todavía restan tareas de carácter burocrático.

¿Cuándo son las vacaciones de los profesores de los concertados?

Los profesores de los concertados tienen por ley un mes de vacaciones, pero no tiene por qué ser agosto completo. Los centros pueden utilizar hasta un máximo de 40 horas para actividades no lectivas, o bien los primeros ocho días de julio, como suele ocurrir; o bien, los últimos de agosto.

¿Por qué los docentes están obligados a trabajar en el colegio durante el mes de julio?

Tampoco los docentes están obligados a trabajar en el colegio durante el mes de julio si se realizan actividades de refuerzo o campamentos urbanos. “Aunque el colegio se abra a la sociedad, de estas funciones se ocupan monitores de ocio y tiempo libre”, explica Vico.

LEER:   Como las redes sociales destruyen parejas?

¿Cuándo cobran los profesores interinos los meses de verano?

Hasta 2011, la norma general es que los profesores interinos contratados para cubrir plazas al inicio de curso estuvieran empleados hasta el 31 de agosto o el 14 de septiembre, dependiendo del ciclo de educación con el fin de que pudiesen cobrar los meses de verano. El Supremo dio un giro radical en 2019.